Siguiendo con la profundización del estudio “¿por qué los negocios fracasan en México” de instituto del fracaso y del instituto Eugenio Garza Lagüera en este artículo tocaré el punto dos que es la falta de indicadores.

La segunda razón más mencionada por los emprendedores fue la falta de indicadores una vez teniendo ventas. Indicadores podemos seleccionar y adaptar muchos, dependiendo nuestra empresa, sin embargo existen unos mínimos indispensables a tener independientemente el giro o el tipo de empresa.

Los informes básicos a revisar de manera mensual en las empresas son los siguientes: Estado de resultados, flujo de efectivo y balanza. Por pequeña que sea tu empresa o si apenas va comenzando es importante llevar estos informes, los primeros dos los puede hacer perfectamente alguien con pocos conocimientos financieros, solamente llevando bien los registros y posteriormente ordenando correctamente la información, para esto te recomiendo mi artículo Informes indispensables a revisar en tu empresa. En estos informes los indicadores que menciono son ventas, costo de venta, gastos, entre otros.

Existen opciones de indicadores mucho mas detallados que últimamente han empleado las grandes empresas, los llamados KPI’s por sus siglas en ingles que significa indicadores clave de desempeño, en este tipo de indicadores puedes encontrar: Ticket Promedio, conversión de clientes (visitas vs ventas), rentabilidad por m2, rotación de inventario, entre muchos otros.

El primer factor de fracaso según el estudio es la falta de planeación el segundo es la falta de indicadores, si nos ponemos a analizar son temas relacionados uno con otro, si planeamos nuestra inversión y presupuesto correctamente arrancamos con el pie derecho, si construimos esa información tenemos las herramientas para darle seguimiento.

“Tuve una estructura organizacional inadecuada. Falta de indicadores/métodos para medir rendimiento y eficiencias. Problemas legales administrativos y conflicto con inversionistas por obtener el control de la empresa”

“No integré un buen equipo de socios, con conocimientos y habilidades que complementaran las mías”

“No siempre tu mejor amigo, primo o hermano puede ser tu mejor socio. La elección de los socios es fundamental para potenciar el alcance de la empresa, una visión compartida puede ayudar, pero creo que lo fundamental esta en los valores. Gente a fin a tus valores maximiza las posibilidades de éxito”

Estas son frases que los emprendedores expresaron, la administración de la empresa es también la administración del recurso humano y desde que comenzamos nuestro proyecto debemos tomar en cuenta que si encontramos socios a fines a nuestros valores y opuestos a nuestras habilidades fortaleceremos el proyecto.

Me refiero opuesto a tus conocimientos y habilidades a que integres personas que sean buenas en lo que tu no eres bueno, que fortalezcan el proyecto. Conozco a un empresario que radica en Oaxaca y tiene una empresa bastante grande y muy bien organizada, el me permitió visitarlo y conocer desde la historia hasta cada rincón de la empresa. Resulta que a el no le gustan las ventas y estar en campo, así como otras áreas, pues lo que el hizo fue integrar como colaborador a un vendedor extraordinario, aparte de que iniciaron juntos, el colaborador vendedor le apasiona el giro, por lo que fue una combinación muy exitosa. Por un lado el empresario administra correctamente la empresa y tiene un brazo derecho para las ventas súper eficiente, el cual gana bastante bien con las comisiones y el empresario año con año crece.

Es un ejemplo de lo que podemos hacer, fortalecer nuestras debilidades. Uno de lo comentarios dice “No siempre tu mejor amigo, hermano o primo es tu mejor socio” y nos sucede a menudo que queremos emprender con nuestras personas cercanas, buscando contagiarlos de ese animo y actitud por emprender y lograr el mismo objetivo, sin embargo no nos ponemos a analizar si compartimos esa visión, si tenemos los mismos valores.

Mi conclusión para el punto dos del estudio, es adoptar los indicadores más simples de nuestra empresa, alimentarlos, analizarlos y sobre todo tomar decisiones que nos ayuden a llevar a la empresa por el camino adecuado. Por otro lado fortalecer nuestro equipo, con colaboradores y socios que fortalezcan nuestras debilidades y complementen la empresa.

Facilitando tu emprendimiento
Aarón Cortés

!Sígueme!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *